9 mejores jugos naturales para la limpieza de colon

Nuestro colon, conocido popularmente como intestino grueso, es una parte vital del sistema digestivo que es responsable de la absorción de todas las bondades de los alimentos que consumimos. Por lo tanto, es necesario que sea saludable para una vida mejor. Sin embargo, tendemos a ignorar la regla y comer alimentos que son más deseables para la lengua que para el estómago. Esto conduce a movimientos intestinales inadecuados y problemas como acidez, diarrea, úlceras, etc. Por lo tanto, ocasionalmente, la necesidad es limpiar el colon y realizar una actividad de mantenimiento para mantenerlo funcionando de la mejor manera.

Increíbles jugos naturales para la limpieza de colon:

Aquí hay algunas maneras fáciles de hacer jugos saludables para la limpieza de colon.

1. Jugo de Aloe Vera:

El aloe vera tiene propiedades laxantes y es un excelente ingrediente para la desintoxicación. Para preparar el jugo:

  • Corta un aloe vera verticalmente y quítale la pulpa.
  • En una licuadora, agregue la pulpa, un jugo de limón. Mezclar bien.
  • Refrigere por 3 horas antes de consumir.

Esta mezcla de jugo se puede consumir hasta tres veces al día para la desintoxicación.

2. Jugo de manzana:

El jugo de manzana induce el movimiento intestinal, lo que conduce a una limpieza profunda. Para preparar el jugo:

  • Pelar la manzana y mezclar, colar para hacer jugo de manzana fresco.
  • En media taza de este jugo, agregue 2 cucharadas de jugo de limón fresco y media cucharadita de jugo de jengibre.
  • En un vaso de agua tibia, agregue la mezcla anterior y ½ cucharadita de sal marina.

Consúmelo con el estómago vacío y preferiblemente antes del almuerzo y las meriendas. Un vaso de jugo de manzana dulce y fresco te refrescará cada vez que lo consumas.

3. Jugo de remolacha y uva:

La remolacha es un excelente limpiador y también ayuda a aumentar la hemoglobina, manteniendo a raya cualquier tipo de debilidad. Para preparar el jugo:

  • En una licuadora, tome 2 remolachas, media taza de agua y aproximadamente 25-30 uvas.

    Licúa hasta que quede suave.

  • Vierta en un vaso y agregue media cucharadita de jugo de menta y sal según el gusto.

Beber esto durante el desayuno o el almuerzo. Las cantidades de uvas y remolacha se pueden modificar para satisfacer la necesidad de sus papilas gustativas. Si la remolacha es demasiado dulce, se pueden agregar unas gotas de jugo de limón para mejorar el sabor.

4. Desintoxicación de piña y kiwi:

Al igual que su color, este jugo es una excelente manera de alegrar tu día. Para preparar el jugo:

  • Tome una pequeña piña en rodajas peladas y sin corazón, un kiwi mediano, aproximadamente una pulgada de jengibre pelado y una taza de papaya picada (opcional)
  • Licúa todos los ingredientes y vierte en un frasco
  • Agregue aproximadamente una taza de agua de coco fresca. Servir.

Dado que la mezcla es fácil para el estómago, ayuda a cualquier congestión que pueda haber ocurrido durante la noche. Por lo tanto, es aconsejable con el estómago vacío.

5. Mezcla de espinacas y coco:

Tanto la espinaca como el coco tienen un alto contenido de potasio y son excelentes limpiadores. Por lo tanto, se recomienda la combinación después de un entrenamiento serio. Para preparar la mezcla:

  • Tome un coco pequeño a mediano, un puñado de espinacas verdes frescas y col verde, 1/2 banana.
  • Rompe el coco y pon el agua y la carne en la licuadora.
  • Agregue las espinacas, la col rizada y el plátano también.
  • Licúa hasta que quede suave. Servir.

Este jugo es un proveedor de energía instantánea y la espinaca, como todos sabemos, es un excelente limpiador. El coco introduce dulzura en la mezcla, por lo que es una combinación interesante.

6. jugo de limón:

La naturaleza cítrica del limón ayuda a limpiar los revestimientos internos del colon y mantiene su buen funcionamiento. También es rico en vitamina C, que es un beneficio adicional. Para preparar la mezcla:

  • En un vaso, tome una cucharada de miel, agregue una pizca de sal de roca rosa y jugo de limón.
  • Revuelva hasta que esté suave y luego vierta agua tibia hasta el borde.
  • Beber con el estómago vacío.

Los problemas relacionados con las deposiciones y la acidez desaparecerán como por arte de magia. Si beber el vaso entero parece difícil, come la mezcla de miel y limón y bebe agua por separado.

7. Jugo de verduras crudas:

Las verduras de todo tipo ayudan a mantener el colon limpio debido a la naturaleza fibrosa. Para preparar el jugo:

  • Tome verduras como remolacha, pepino, tomate, espinacas, repollo, brócoli, perejil, etc.

    Licúa hasta que quede suave.

  • Agregue un poco de sal (si es necesario) y consuma.

El jugo natural y casero es el mejor en comparación con los equivalentes listos para beber en el mercado. Exprime un poco de jugo de limón para agregar el sabor ácido

8. Jugo de sandía:

Las sandías no solo hidratan el sistema, sino que también limpian a fondo el sistema digestivo. Para preparar el jugo:

  • Tome una sandía pequeña a mediana cortada en trozos pequeños.
  • No quite las semillas.
  • Mezcla tres veces por un segundo o dos.
  • Verter y consumir de inmediato.

No refrigerar después de exprimir. Para una alternativa fría, agregue 5-6 cubitos de hielo mientras licúa. Otra combinación única sería agregar algunas pastas de hojas de menta antes de mezclar para obtener un refrescante sabor a menta.

9. Cáscara de psyllium y mezcla de jengibre:

Psyllium Husk es beneficioso para regular las deposiciones y su combinación con el jengibre ayuda a una limpieza profunda. Preparar:

  • Jugo algunas manzanas para hacer un gran vaso de jugo fresco.
  • Agregue una cucharadita de pasta de jengibre y 1-2 cucharaditas de cáscara de psyllium en una licuadora junto con el jugo de manzana.
  • Licúa hasta que quede suave.
  • Verter y consumir.

Evite retrasar el consumo del jugo ya que la cáscara puede absorber el líquido formando un bulto. Este jugo se puede consumir por la noche para una mejor reacción.

Se pueden realizar actividades simples como parte de la rutina regular, como beber mucha agua, comer alimentos fibrosos y frutas nutritivas para mantener el sistema digestivo en su mejor rendimiento. Sin embargo, si es necesario realizar la limpieza, es importante consultar a un experto antes de realizar un cambio de dieta serio para evitar problemas a corto o largo plazo. Las alergias alimentarias también deben tenerse en cuenta antes de ceder al proceso de limpieza.